Nuestra Señora que Desata los Nudos

Nuestra Señora que Desata los Nudos

Esta devoción comenzó en Augsburgo, Alemania, en el año 1700.

Nos muestra a la Virgen acompañada del Espíritu Santo que está sobre Ella en forma de paloma. Está rodeada de ángeles que le asisten. A su izquierda, un ángel le alcanza la cinta llena de nudos que simbolizan nuestros pecados, nuestra ceguera, nuestros problemas; a su derecha otro recoge la cinta ya desatada.

La Virgen que Desata los Nudos es una advocación de la Inmaculada Concepción, con la luna bajo sus pies.

ORACIÓN
Santa María, llena de la presencia de Dios, durante los días de tu vida aceptaste con toda humildad la voluntad del Padre, y el maligno nunca fue capaz de enredarte con sus confusiones.
Ya junto a tu hijo intercediste por nuestras dificultades y con toda sencillez y paciencia, nos diste ejemplo de cómo desenredar la madeja de nuestras vidas.
Y al quedarte para siempre como Madre Nuestra, pones en orden y haces más claros los lazos que nos unen al Señor. Santa María, Madre de Dios y Madre Nuestra, Tú que con corazón materno desatas los nudos que entorpecen nuestra vida, te pedimos que nos recibas en tus manos y que nos liberes de las ataduras y confusiones con que nos hostiga el que es nuestro enemigo. Por tu gracia, por tu intercesión, con tu ejemplo, líbranos de todo mal, Señora Nuestra, y desata los nudos que impiden nos unamos a Dios, para que libres de toda confusión y error, lo hallemos en todas las cosas, tengamos en Él puestos nuestros corazones y podamos servirle siempre en nuestros hermanos. Amén.

La Fiesta de la Virgen que Desata los Nudos es el 8 de Diciembre y todos los Días 8.